Finca Dofí 2010

|  Comentarios
68,50 €
Precio recomendado por:
(Álvaro Palacios)
Vino tinto (80 % Garnacha, 15 % Syrah, 5 % Cabernet Sauvignon)
Álvaro Palacios
Priorat
España
Año: 2010

 Comité de cata de Selectus Wines
 10 de marzo de 2013

Álvaro Palacios aterrizó en el Priorat en aquel ya lejano 1989 para descubrir la mística que envuelven las tierras que los cartujos moraron durante siglos y que tan alejadas quedaban de su Alfaro natal. Quedo prendado de inmediato y se propuso el reto de producir vinos de calidad en una zona muy desarraigada de los grandes núcleos de población y que aparentemente estaba en retroceso. Las 30 hectáreas en propiedad que dirige junto a Oriol Castells están conformadas en terrazas y “costers”, forma de cultivo tradicional y autóctona del Priorat. Su moderna y bella bodega se sitúa en el municipio de Gratallops y es donde ha ido adquiriendo una madurez y destreza que le ha llevado a posicionar sus vinos como referentes mundiales.

Vista

Color rojo rubí con ribete violáceo. Muy limpio y brillante. Muestra una clara delgada lágrima tintada en copa de caída rápida.

Nariz

Inicialmente algo tímido, manifiesta notas terrosas. Desaparecen y dan paso a frutas rojas muy agradables. Las notas de barrica son muy sutiles y agradables.

Boca

Secante, con fuerza y con un volumen sorprendentemente delgado. Muy mineral y fresco, devuelve notas muy florales y frutales adornadas con chocolates negros.

Comentario

Finca Dofí nace de una propiedad de diez hectáreas donde la Garnacha es mayoritaria y se complementa con detalles de Cariñena y Syrah. Huye de manera muy evidente de los concentrados excesivos tan acusados en otros vinos de la región que ostentaban musculatura pero se manifestaban con un vacio evidente en el centro de la boca. Lo que encontramos aquí es todo lo contrario. Frescor a raudales, fruta roja mágica que se entrelaza con delicadas notas de chocolate con naranjas y que dejan una sensación muy placentera al beberlo. Es un vino que te conquista desde el primer sorbo y que te retiene en el trago mientras tu alrededor cambia o como dirían los monjes “Stat Crux dum volvitur orbis”.

Comentarios